El marketing 3.0 se caracteriza por ver al cliente como una persona integrada por valores. De acuerdo con Kotler, esta técnica surge de las nuevas tecnologías y factores propios de la globalización, así como de la necesidad del consumidor por resaltar su creatividad y espiritualidad.

Kotler también menciona que “el marketing se está convirtiendo en una batalla basada más en la información que en el poder de las ventas” por lo cual las marcas deben de tratar de cautivar al consumidor con elementos que vayan más allá de demostrar los beneficios de un producto, factor característico del marketing 1.0.

En relación, el marketing 3.0 toma en cuenta lo que el cliente piensa y lo que quiere para así dar paso a productos que se fundamentan en valores empaticos con el consumidor. A continuación tres buenos ejemplos.

1. Coca Cola

La marca se caracteriza por tener spots que resaltan la personalidad de sus clientes, así como sus preferencias al momento de elegir determinado producto, en este caso un refresco. Al igual se destaca por resaltar los valores y creencias de sus consumidores.

2. BBVA

Los bancos deben tratar de conseguir la confianza del consumidor, pues es en estas instituciones donde el cliente confía su dinero. Bancomer, a través de sus anuncios, se encarga de resaltar que está dispuesto a respaldar a sus compradores con diferentes planes que se ajustan a su presupuesto y a sus necesidades.

3. Metlife

A parte de usar emotional marketing, Metlife resalta los beneficios de su servicio a través del bienestar del consumidor, esto acorde con sus intereses. Esta es una usual táctica de las compañías de seguros, pues tratan de llegar al consumidor por medio de sus intereses.

Fuente: merca20.com